domingo, 13 de abril de 2014

Erata y el encanto de lo pequeño

La verdad es que este invierno tampoco estamos haciendo grandes proezas, eso si, seguimos intentando subir al monte lo mas asiduamente que podemos.  Entre el cansancio de la semana del curro y luego nuestras aventuras entre semana y el fin de semana como Pepe Gotera  y Otilio nos dejan matados y si reservamos un día para subir al monte,  la excursión igual no puede ser todo lo exigente que querríamos si esperamos terminarla, jejejejeje

Como todavía hay nieve, queremos hacer algo con raqueticas y elegimos el pico Erata que es un clásico entre los picos para subir con raquetas junto con su vecino el Pelopin o hacer los dos que es lo que decidimos hacer.

Como Pelopin ya lo hemos hecho bastantes veces por Cotefablo, decidimos hacer Erata partiendo de Yesero, también se puede salir desde Espierre incluso hacer una circular si tienes combinación de coches pasando por Olivan y Ainielle. 

Llegamos por la noche a Yesero dirección al deposito de agua que es dónde comienza la excursión y tenía pintas que se podría dormir en la furgo. Mientras subimos nos encontramos un quad o motillo con un hombre mayor con un chaval detrás, le preguntamos que si arriba se podía dormir y nos dijo: “si, si, sin problemas, bueno dormir o lo ke keráis hacer” me hizó mogollón de gracia el comentario y ya me dio buen rollo el sitio.

Las vistas desde el depósito donde además hay un mirador son increíbles, esto no se paga con dinero señores.

Por la mañana nos levantamos prontico,  la ruta está perfectamente marcada, no hay pérdida, la primera parte por un precioso bosque, hasta que llegas a una loma  dónde te juntas con el camino que parte de Espierre y a partir de aquí es el mismo camino.

Todo sin incidencias, excepto que nosotros pensábamos que habría más nieve y podríamos subir con raquetas y el camino lo hicimos integro andando, ni raquetas, ni crampones…



En la cima solicos, y como dicen donde se está a gusto buen rato, pues eso hicimos nosotros.

Salida: Yesero
Desnivel: 850 más o menos
Tiempo: 2 horas

Cuando llegamos abajo, queríamos echarnos una cervecica, así que nos fuimos en busca del bar del pueblo y de lo bien que se estaba en su terraza nos quedamos a comer y todo. A mi me hicieron una pizza casera a mi gusto y deseos, con todo verduras de temporada del huerto, esto si que es atender bien al cliente. Un 10 para el bar que nos atendieron genial y yo desde luego recomiendo tomarse algo en este tipo de sitios, y no irte a lo que yo llamo grandes urbes como Biescas, estos pueblos también tienen que ganarse la vida y encima has ido allí a hacer una excursión, qué menos que darte una vuelta para verlo, ¿no?

Yesero es un pueblecito de 71 habitantes en el Cotefablo, así que todos a visitarlo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario